Mostrando entradas con la etiqueta Hermitage. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Hermitage. Mostrar todas las entradas

8 de diciembre de 2013

Los domingos, vamos de Museos... Hermitage_San Petersburgo. (23)



     Curiosos los nombres de los cinco edificios que unidos forman este conjunto arquitectónico que es el Museo de San Petersburgo: El Palacio de Invierno, el Teatro de Hermitage, el Hermitage Pequeño, el Hermitage Viejo y el Nuevo Hermitage.
     El Museo se encuentra situado en el corazón de la ciudad, entre el malecón del río Neva y la Plaza del Palacio. Actualmente el Hermitage atesora más de dos millones y medio de objetos culturales y artísticos de los pueblos de Europa y Oriente desde los tiempos más remotos hasta el siglo XX.
     La historia del Hermitage se inicia con Pedro el Grande, cuando adquirió varias obras de arte. Se considera que el museo nació oficialmente en 1764, cuando un comerciante berlinés envió 225 cuadros a Catalina II en pago de unas deudas. Al recibirlos, Catalina quiso que su galería no fuera superada por las colecciones de otros monarcas y comenzó a comprar casi todo lo que se vendía en subastas europeas.
     El visitante puede seguir el curso de la historia del estado ruso, en un paseo guiado por las salas del Palacio de Invierno. La influencia de los valores imperiales y de la gloria está presente en su ornamentación.
Este edificio era la residencia principal de los zares rusos, cosa que determina su carácter fastuoso, el Hermitage Pequeño fue construido para la vida privada de Catalina II. La emperatriz quería descansar de la vida oficial en un lugar más acogedor. Por ese motivo el palacio fue denominado “Hermitage”, palabra francesa que significa “ermita”, y a él solamente podrían acceder sus invitados personales.